Tauro's Factory Blog

Cascos y Caducidad

IMPORTANCIA DEL CASCO:
El casco es un elemento de protección que pocos tienen en cuenta, unos por si se despeinan y por imagen y otros porque simplemente no piensan en las consecuencias por una caída.
Debemos tener en cuenta que todos los que subimos en una motocicleta sea el modelo que sea y sea de la cilindrada que sea, todos estamos expuestos a caídas y golpes, nadie se salva y si alguno no ha caído, lo hará.
Según los datos de la DGT, ya hay consecuencias graves en un golpe en la cabeza a 17km/h, de ahí que se obligue a llevar casco hasta con patines, a 30km/h, el impacto en la cabeza produciría la muerte en el 98% de los casos.
Pero debemos tener varias cosas en cuenta en el momento de seleccionar el casco, la más importante es que un casco no es para toda la vida, CADUCAN.

LA CADUCIDAD DEL CASCO:
Debemos saber que el casco como cualquier otra cosa, caduca, los materiales según su composición, varia la fecha de caducidad del mismo, oscilando desde los 4 años a los 8 años, según cada fabricante, aunque estas fechas son orientativas, también influye en los materiales, las temperaturas y los golpes, quien no ha guardado un casco en el baúl de la moto y al ponerlo de nuevo se le calientan hasta las ideas a uno y el que se lo guarda debajo del asiento, no se salva con el calor del motor, dichas temperaturas afectan a los materiales del casco haciendo que varíe su caducidad.
Los golpes también influyen sobre el material que lo componen y no hablamos de un fuerte golpe, a quien no le ha caído un casco al suelo, solo con ese golpe, ya puede verse afectado el rendimiento del mismo.
La Calota del casco, parte externa del casco, se puede fabricar de policarbonato que es el material que esta por los 5 años de durabilidad, mientras que la fibra de vidrio y el carbono llegan hasta los 8 años de duración.
Con ello, no se quiere decir que el casco deje de proteger, simplemente que los materiales no tienen la misma fiabilidad que al principio de su fabricación.
Se recomienda cambiar el casco, después de un siniestro o si se nos cae de una altura superior al 1,70.

COMO DETECTAR DAÑOS EN EL CASCO:
Inspeccionar el casco por si se ven fisuras, grietas o desconchados de la pintura en la parte externa, eso son síntomas de golpes medianamente importantes para su eficaz comportamiento.
Comprueba el polímero interior del casco, el casco debe quedar ajustado y el uso de él hace que los rellenos cedan no quedando acoplado a la cabeza, no siendo eficaz el uso del casco.
Revisado del poliestireno interior del casco, si no conserva la forma original y resistencia, que este más blando o deformado, tampoco es recomendable usarlo, no sería efectivo.

TODAS LAS COMPROVACIONES ANTERIORES NOS LLEVARIAN A CAMBIAR EL CASCO POR NUESTRA SEGURIDAD.

OTROS INDICADORES DE CAMBIAR CASCO:

Los lavados y el uso frecuente del casco, conlleva desgaste de los acolchados interiores del casco, en algunas marcas y modelos, hay ciertos repuestos para solucionar ese problema sin necesidad de cambiar por ello el casco, pero si no, lo cambiaríamos.
Si los cierres se encallan o no funcionan, hay que sustituir el casco también, ya que un casco no abrochado es como si no lo lleváramos puesto, cualquier impacto puede hacerlo salir de nuestra cabeza con gran facilidad.
Las partes que ajustan con el cristal, de goma o resinas, ya no ajustan, también, pues un casco que al llover, entre agua, la verdad, no es muy cómodo.
Si por desgracia ya no se encuentran recambios o pantallas para el casco, lo cambiaremos, seguramente lo tengas hasta caducado.

Un casco, no podemos alargarle la vida, por desgracia se la acortamos, pero ayuda a conservar el casco algunas buenas practicas.
Cuando adquieres el casco viene en una funda, guárdala, llévala contigo y aunque en algunos casos parece que vaya demasiado justa, te permite guardar el casco en ella y colgártelo a la espalda, de ese modo se calienta menos por los efectos del sol sobre la moto y además de evitar roces.
Limpieza del casco y la visera, la gente la mayoría utiliza lo primero que encuentra, limpiacristales… pues es un gran error, no todos, pero algunos llevan alcoholes y es un producto nocivo para las pantallas de los cascos, no son de cristal y por lo tanto el alcohol quema la superficie de dicha pantalla, como el resto del casco que le mataríamos el brillo de la pintura, no a corto plazo, pero si, lo deterioraríamos. Para limpiar la pantalla del casco lo mejor es agua clara, con algo de lavavajillas si hay puntos grasientos, si no, AGUA y un paño muy suave, el interior igual.
Si el interior del casco esta mojado o bien porque lo has limpiado o bien por inclemencias del tiempo, no lo seques con ningún secador ni nada parecido, déjalo secar a temperatura ambiente.

Sobre todo para ir bien protegidos, usad aquellos cascos que están homologados, ya que los que carecen de homologación puede deberse a que no cumplen con las medidas de seguridad exigidas para nuestra protección.

COMO ELEGIMOS CASCO.

MEDIDAS DE CASCOS:
La verdad eso últimamente es un gran dilema, ya que parece que algunos fabricantes no tienen claro lo de las tallas, por lo tanto no nos sirve de mucho el tema de S, M, L, XL, ya que en mi caso tengo cascos de la M, L y XL, que me van bien, distintos fabricantes, pero en cm, todos tienen los mismos, 58cm.
Lo mejor es medirte la cabeza con una cinta métrica, las que gastan las modistas y si no, acercarte a la tienda de confianza y directamente probar el casco, así aprovechas también en ver la extensa gama que hay de cascos, ya que dentro de una misma gama de cascos, hay muchos diseños, uno puede ser más alargado otro con alerón, la toma de aire más agresiva, más disimulada, es un campo muy amplio.
El casco debe quedar sujeto a la cabeza, es más, cuando se adquiera el casco, deberíamos notar que ajusta un poquito más de la cuenta, ya que a los pocos usos, cederán los materiales y entonces quedará perfecto.
Un casco que nos baile en la cabeza, es totalmente inefectivo, como si no lo lleváramos.

ELECCIÓN DEL CASCO.

Para la elección del casco debemos saber primero que uso queremos darle a la moto, que tipo de moto tenemos y así podemos determinar que caco nos puede ir mejor para nuestras necesidades.
Por ejemplo, si lo que vamos es a meternos en la competición, deberíamos saber que solo se permite cascos con cierre de doble anilla, no se permiten los cierres rápidos, con lo cual, ya nos descartaría muchos de ellos, tampoco pueden ser abiertos, salvo para el trial, ya que dan más panorámica de visión y no se alcanzan velocidades altas.
Siguiendo por el camino de la elección del casco, los tenemos abiertos, cerrados, integrales, modulares, trail, enduro y un largo etc.
El CASCO INTEGRAL, se considera el más seguro de todos, cerrado, una pieza y nos protege toda la cara y la cabeza, pueden ser de una pantalla o doble en algunos casos que tiene una subpantalla oscura para usarla como gafas de sol.
Dicho casco, va bien para todo tipo de moto y ambiente… lo hemos usado para todo en nuestras vidas, pero las cosas cambian cuando queremos dar otro sentido al mundo de la moto.

CASCO INTEGRAL

  CASCO TRAIL    CASCO OFF ROAD

La mayoría de motos, si solo se van a usar para trayectos cortos, sabemos que están los cascos llamados JET y sus derivados que son abiertos por la parte de la cara, algunos disponen de pantalla y otros no, los que no, se pueden suplementar con unas gafas adecuadas para el uso del casco, aunque la mayoría usan gafas de sol normales, otros llevan ya una pantalla para nuestra protección, cada uno tiene un gusto por las cosas, pero mi consejo es usar siempre casco con pantalla por posibles impactos de insectos, piedras o cualquier cosa que podría saltar desde otro vehículo hacia nosotros.

  CASCO JET 

                     CASCO JET CON DOBLE PANTALLA      

Recientemente ha nacido un nuevo estilo de casco que al tipo JET le añade unas gafas protectora y mascarilla que al acoplarse al casco acaba por proteger todo el rostro del motero.

Para las motos OFF ROAD la cosa puede cambiar, desde tiempos remotos se usó un casco con visera y gafas de aviador, no era integral porque carecía de pantalla, pero para la práctica off road, era formidable, las gafas al acoplar contra la cara evita el entrar el polvo en contacto con nuestros ojos, la visera nos cubre en momentos necesarios el sol y eso permite una conducción bastante cómoda, ahora con las maxitrails y las trails, de modo que se ha fabricado un CASCO TRAIL, buscando la base del integral y añadiendo una visera, el invento se comporta en todos los frentes, la conducción por carretera aceptable, aunque en momentos de velocidades elevadas o rachas de viento, se puede acentuar el comportamiento del casco danto tirones debido a las ráfagas de viento con la visera de dicho casco y en conducción off road, permite un valido comportamiento, pero en casos de circular mucho por pistas polvorientas y envuelto de otros vehículos, la cosa se puede complicar por el polvo que se acumula en la pantalla y cuando nos da el sol de frente, la película de polvo acumulado, se hace blanquecino y no te deja ver.

También ha llegado el CASCO MODULAR, como un integral, pero la mentonera se puede levantar, este sistema hace que el casco sea tremendamente funcional, en ciudad o en algunos trabajos que así lo requieran, se usa como un jet y en los casos que se sale a carretera o el caso lo requiera, se convierte en un casco integral.

CASCO MODULAR DESMONTABLE 

                MODULAR COVERTIBLE EN JET

CASCO MODULAR  

         CASCO MODULAR TRAIL    

 

 

Este último casco, no es tan resistente como un integral además de ser algo más ruidoso con el aire debido a que tiene partes móviles y la resistencia no puede ser la misma y en las juntas de las partes móviles el aire suena, pero es muy versátil para cualquier tipo de moto y yo es el que aconsejo ya que deberíamos llevar la cara protegida, dentro de su gama, hay infinidad de modelos que seguro se acoplan a nuestros gusto

El Aventurero

Añadir Comentario